cerrar-sesion editar-perfil marker video calendario monitor periodico fax rss twitter facebook google-plus linkedin alarma circulo-derecha abajo derecha izquierda mover-vertical candado usuario email lupa exito mapa email2 telefono etiqueta

Almacenamiento: ¿se puede soportar tanto dato?

Escrito por Manuel Navarro el 2 noviembre, 2012 en Desayunos Tecnológicos
no hay comentarios Haz tu comentario
Imagen de logotipo de facebook Imagen de logotipo de Twitter Imagen de Logotipo de Google+ Imagen de logotipo de Linkedin

El inicio del debate estaba claro. ¿Estamos capacitados para almacenar semejante de datos? ¿No es el del almacenamiento un mercado saturado? Claramente la respuesta es negativa. La cantidad de datos que se guardan continuará ampliándose y el mercado seguirá creciendo. Tal y como aseguró Sara Martínez, jefe de producto de HP, “el del almacenamiento “no es un mercado saturado, es un mercado en evolución. Como ejemplo de esta evolución nos encontramos que todo lo relacionado con cloud nos está aportando cosas que antes no se abordaban. Otro aspecto importante es que en lo que se refiere a las pymes nos estamos acercando cada vez más a ellas y ahí tenemos una capacidad de crecimiento muy importantes, aportando soluciones que les aporten valor”. Por su parte, José Luis Fernández González, director de almacenamiento de IECISA, cree que existe “una cuestión obvia que es que el storage es donde residen nuestros datos y lo que está cambiando es el lugar donde reside el dato. Quizá ha habido una tendencia clara en este mercado, que es la nube, y gracias a la cual podemos acceder al dato desde cualquier lugar y no hay ninguna merma en el dato. Es verdad que se ha reducido el consumo y favorecido el ahorro, pero el crecimiento de este mercado sigue”.


Parece claro, pues que la nube es la que ha supuesto la evolución del almacenamiento tradicional al que conocemos en estos momentos. En este sentido, Javier Martínez, director técnico de NetApp considera que “los entornos en cloud nos permiten que las pyemes tengan acceso a este tipo de servicios. Ahora es verdad que no necesitan una inversión grande y lo que se hace es comprar un servicio porque la inversión de partida es nula y muy baja. El modelo cloud nos favorece claramente en este sentido y acerca soluciones profesionales a empresas que antes no podían permitírselo”. Cándido Formariz, director de preventa de almacenamiento de Oracle, aun estando de acuerdo con el resto de participantes en el desayuno y asegurar que el mercado de datos crece en torno al 40% anual, incluso en disco, y que esa tendencia se va a mantener en el futuro, discrepa un poco en lo referente al papel de las pymes en este sector: “en el caso de la pequeña y mediana empresa española el gasto en soluciones y herramientas de almacenamiento es inferior a la de otros países de nuestro entorno. No obstante estoy seguro de que la estrategia cloud favorecerá que este gasto sea un poco superior y se vaya incrementando en el futuro”.


Y hablando de pymes, Strato AG se dirige principalmente a este mercado. Según su director de comunicación Jesús Martínez, “queremos acercar el almacenamiento a pymes y autónomos sin que tengan que hacer una inversión importante. Lo podemos hacer gracias al ahorro de costes. No creemos que sea un mercado saturado y en España menos. Poco a poco se están acercando a estas tecnologías y las van aceptando. La realidad es que se están externalizando este tipo de servicios. Además, tampoco hay que desdeñar el mercado del usuario individual, que cada vez necesita más espacio de almacenamiento. A lo mejor a nivel de uno o dos usuarios no es relevante pero cuando juntamos varios usuarios la cantidad de datos almacenada sí es importante”. Por su parte, Luis Manuel Rodríguez, responsable del equipo de especialistas de Preventa de EMC, también se muestra de acuerdo en el crecimiento del mercado pero cree que “cada vez hay más jugadores en este mercado. Se ha multilplicado por 50 el consumo en cinco años, con soluciones cada vez más dedicadas para empresas y pymes, con soluciones muy baratas y escalable. Las pymes serán el futuro del almacenamiento en cloud”. Iván Bello, consultor de preventa Iberia de Brocade tercia en el coloquio para asegurar que son “los clientes los que están cambiando el modelo. Hay muchos jugadores y los clientes están notando el cambio de estrategia que estamos dando los fabricantes. Las grandes empresas están muy controladas y tienen claro lo que quieren, pero las pymes van a apostar por este mercado gracias al valor añadido que le estamos ofreciendo lo fabricantes”.


Lo que parece claro es que el almacenamiento está experimentando un cambio. Y ese cambio viene de la mano del software. Al menos ese es el pensamiento de Javier Gallego, sales engineering manager de Dell: “Donde vemos que hay cierta evolución es que está tomando más peso el software en el almacenamiento. Ponemos encima de la mesa mucho software que hace más complejo el almacenamiento. En las pymes el crecimiento no está limitado y dentro de las pymes vemos el consumo en casa, el tradicional. Gracias al software, las pymes pueden disfrutar de alta tecnología en sus entornos. Y luego está el almacenamiento en la nube y aquí también vemos que el cambio principal es el software”. Finalmente, Fernando Ibáñez, director de desarrollo de negocio de Fujitsu cree que la situación actual “ya no es la necesidad del almacenamiento por el almacenamiento. El almacenamiento va a seguir creciendo, para ofrecer nuevos servicios, por ejemplo todo lo relacionado con las Smart cities.


Deduplicación

Para este directivo, “ante el aumento de datos tenemos pocas opciones. La primera es racionalizar el origen de los datos. Hay que redefinir políticas. Hasta ahora era importante tener discos de x teras y ahora el almacenamiento se ha disparado. La deduplicación por ejemplo y la compresión son fundamentales para el mercado del almacenamiento. La deduplicacion es lo que nos va a dar un balón de oxigeno”. En este sentido, el portavoz de Dell cree que “la deduplicacion no vale para todo y hay que tener estrategias intermedias para organizar la información en capas, analizar con las compañías sus modos de uso en cuanto al backup y el archivado,…Necesitamos aclarar esos conceptos para que sepan para qué vale la compresión y para qué es necesaria la deduplicación. Creo que contamos además con tecnológías que antes no había”. La realidad, para Iván Bello de Brocade es que “al final hacemos discos duros con más capacidad, metemos nuevas tecnologías y el crecimiento del almacenamiento sigue, así que lo que hay que buscar son estrategias para que el cliente pueda consolidar para dar mejores servicios y se le reduzcan los costes”. Por su parte el portavoz de EMC cree que “lo primero es aplicar políticas y saber lo que hay que borrar, que en algún momento hay que empezar a borrar cosas. Además, dentro del propio sistemas de almacenamiento hay que aplicar también políticas para ahorrar costes. El limite, a día de hoy, no lo va a poner la tecnología, sino en el coste de lo que puede invertir una compañía en sus sistemas y soluciones de almacenamiento”. Jesús Martínez de Strato cree que en realidad el cliente no se preocupa en absoluto por la tecnología: “El cliente lo único que quiere es tener los datos almacenados en un data center y no se preocupa de las tecnologías. Ante el aumento de la cantidad de datos lo que hay que buscar es el ahorro energético por cada cliente. Por ejemplo, tenemos aplicaciones que permiten hacer un backup automático y hay veces que el cliente lo hace varias veces al día, aunque no haya metido ningún dato nuevo, es decir hay que asesorarles”.

Cándido Formariz considera que “deduplicación y compresión son necesarias. Pero lo que es más importante es la gestión del datos. La empresa que sea capaz de gestionar esos datos más eficientemente será la que tenga un mayor éxito”.

En línea con lo que afirmaba el portavoz de Strato AG, Sara Martínez de HP cree que “no hay que dejar que el cliente tenga la sensación de que todas estás cosas van a suponer un descenso en el servicio que se presta a los clientes. Si hacemos soluciones unificadas podemos gestionar mejor el aumento de datos”.


Virtualización

Otro de los elementos que ha propiciado un cambio en el mundo del almacenamiento es la virtualización. Se trata de un elemento que existe casi desde el inicio de la historia de la computación. Sin embargo ha sido el almacenamiento, y sobre todo, la proliferación de data centers, lo que ha hecho que este apartado de las TIC adquiera especial relevancia. Tal y como asegura la portavoz de HP, “la virtualización aporta eficiencia, eficacia y ahorro de costes. De lo que se trata es de hacer más con menos infraestructura. Nosotros hablamos de la federación del almacenamiento. La idea que tenemos es que  todos los sistemas puedan hablar entre ellos”. Por su parte el portavoz de IECISA asegura que “la virtualización ya viene de lejos. Si ponemos una capa de infraestructura virtualizada nos permite hacer un aprovechamiento flexible. La virtualización, al final, es facilidad de gestión, facilidad de uso y tener un control único para la gestión de los costes”.

Y, ¿dónde hay que buscar la clave de la virtualización? Javier Martínez de NetApp, aporta alguna pista: “existe virtualización de muchas cosas, pero la mayor revolución es la virtualización de servidores que nos ha permitido cambiar el modelo de muchos datas centers. La virtualización del almacenamiento da ventajas importantes y es análoga a la virtualización de servidores pero nos falta la estandarización y en el mundo del almacenamiento no existe, lo que hace que no llegue a la misma velocidad que la virtualización de servidores para que nos permita trabajar a todos de forma interoperable”.

Iván Bello de Brocade cree que “lo que ha hecho la virtualización ha sido mejorar el almacenamiento. Hay veces que es más seguro tener un servidor virtual que uno físico. Hay clientes que están abordando la virtualización como algo de facto. Pero no hay que olvidar que Para esto la red ha tenido que evolucionar mucho y hay una capa física que ha podido hacer posible todo esto que ha sido la mejora de la red”.


Cloud Computing

Evidentemente, Cloud y almacenamiento van cada vez más juntos de la mano. Sin embargo uno de los problemas de cloud es el referente a la seguridad. Tal y como asegura fernando Ibañez de Fujitsu, “la pregunta que hay que hacerse es si puedo cruzar mis datos con otros, que no se cuál es su origen Las herramientas de gestión tienen que proporcionar el acceso al dato en la nube pero debería haber una capa que nos permitiera saber de dónde viene determinado dato y si es seguro”. Además y tal y como añade Sara Martínez, “nos encontramos con el componente de la legislación que muchos están esquivando por el hecho de tener los datos en otros países y en seis meses a lo mejor hay que preocuparse y proporcionar algo de legislación al respecto. Todos queremos que el negocio de cloud esté en España pero hay mucho fuera de España, con ofertas atractivas”. Con esta afirmación se mostró de acuerdo Cándido Formariz de Oracle quien cree que “con respecto a cloud, Estados Unidos va muy por delante mientras que la Unión Europea debería “ponerse las pilas” y empezar a legislar”.

Pero, ¿realmente todos los datos se deben pasar a la nube? Pues no todos. Tal y como asegura el portavoz de EMC “a lo mejor una base de datos no es una opción pasarla a la nube. Hay que tener claro que es lo que se quiere pasar al cloud y esto hay que contárselo al cliente. Por eso yo soy de los que creen  que van a convivir el almacenamiento tradicional y el almacenamiento cloud”.

Para José Luis Fernández González, “la única preocupación en este país es la LOPD. El resto no importa y da lo mismo en qué país se sitúe el dato. Esto es una realidad. Hay grandes dudas en llevar los datos a la nube por la pérdida del control del dato. Es verdad que la realidad del mercado está cambiando pero todavía la gente es reticente a llevar los datos a la nube”.


Green IT

Finalmente durante el encuentro se trató el tema de la eficiencia energética. El consumo de los data centers crece exponencialmente e intentar reducir ese consumo lo agradecen las empresas (se reduccen costes) y el medio ambiente (se producen menos emisiones contaminantes).  Javier Martínez de NetApp cree que “es un factor que se tiene en cuenta y hace unos años no tenía la menor importancia. Un 10% de la decisión de compra depende a veces del consumo eléctrico. Los fabricantes estamos trabajando en ello y hay tecnologías como la deduplicación que hace que se reduzca el volumen de datos. Otro factor importante es la densidad. En los discos cada vez se consume menos y detrás de esto se consigue que tenemos más densidad y reducimos el consumo pero el sistema falla más y el rendimiento se reduce en el mismo valor que el cosnumo, excluyendo la memria flash.

Jesús Martínez de Strato asegura que “para nuestra empresa es crítico el Green IT. El coste energético de los Data Centers supone el 50% del total en nuestro caso, por lo que por donde nosotros podemos abaratar el precio que damos a los clientes es en el abaratamiento energético. De todas formas observamos que los clientes del centro y el norte de Europa se preocupan más por estos apartado que nosotros. En Strato AG desde 2008 nuestros Data Centers están libres de CO2 y eso nos da valor en estos países pero no en España”.

Finalmente Javier Gallego de Dell asegura que “el dato más verde es al que no se accede. Los fabricantes ponemos mucha tecnología para poder abaratar la factura de la luz. En las organizaciones siempre han tenido muy claro que hay que ahorrar en el consumo. Donde vemos que donde se ha puesto más foco es en la parte de cómputo, pero no en la parte del almacenamiento.  Nosotros podemos ayudar en la elección de los componentes en la parte de cómputo y en la tecnología en el aparatado del almacenamiento.

Compártelo

Noticias relacionadas

Comentarios

No hay comentarios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Debes haber iniciado sesión para comentar una noticia.